lunes, 29 de mayo de 2017

Mundo viejuno (XXXII)

 


Benditos tiempos aquellos en los que uno podía sentirse libre... aunque solo fuese por un rato.


8 comentarios:

  1. Alabados sean aquellos tiempos, si. Qué voz más curiosa la de Jack Bruce; solo se le admira por su buen hacer con el bajo, pero cantaba muy bien (para mi gusto, claro). Lucha impresionante de egos.

    Saludossssssssssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo creo a a Bruce sí se le valoró la voz, aunque por supuesto lo que más ha destacado siempre es el bajo: recordarás que ya en la banda de Graham Bond solía ser él quien cantaba, y tiene un tono de voz magnífico. Contrasta desde luego con la voz de pito de Clapton, aunque a este le va bien en las piezas más bluseras. Que por cierto, ya puestos...

      Eliminar
  2. Parece que uno se luce con la voz y el otro le contesta con la guitarra.
    Y cuando suenan juntas las voces da gusto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una canción con un juego de voces muy bueno, aunque no sea de las más representativas del trío. Pero eso de la "representatividad" vamos a arreglarlo de inmediato: como le digo a Bab, ahora toca escuchar a Clapton (aunque, definitivamente, la voz no sea lo suyo).

      Eliminar
  3. Está muy conseguido el juego de voces... Pero el cantante da la talla.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El señor Bruce era una de las mejores voces del Reino Unido, aunque como dice Bab estaba más considerado aún por su labor al bajo. O sea, que en conjunto era un superdotado.

      Eliminar
  4. Se les ve muy sueltos sí, hoy andarían con más cuidado ante el vigilante gran hermano.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tal y como van las cosas, no me extrañaría.

      Eliminar